Publicado: 18 de Abril de 2016

https://wordpress.com/posts/cabalautomocion.wordpress.com

Desde hace más de un año estamos instalando aceleradores inalámbricos en las adaptaciones de vehículos para personas con movilidad reducida ñque precisan un acelerador manual.

Es un producto nuevo, lo hemos introducido en Asturias de la mano de Euromobility, importador y distribuidor exclusivo para España de Fadiel, líder mundial en adaptación de vehículos y curiosamente, accionista de nuestro principal competidor Guidosimplex, lo que nos permite un plus de catálogo más completo y con productos exclusivos como el citado guante acelerador inalámbrico.

Las primeras adaptaciones generaron una expectación inusual con presencia de medios de comunicación, varias entrevistas en radio y prensa escrita, reportajes de televisión, interesándose por este novedoso dispositivo. Lo moderno y llamativo de poder acelerar un vehículo desde un pequeño dispositivo situado en la mano del conductor sin conexión física con el vehículo parecía ciencia ficción.

Tengo que reconocer que a mí también me impresionó y me deslicé por la pendiente novedosa y espectacular del invento frente al clásico aro acelerador situado en el volante sin darme cuenta de que nos encontrábamos ante uno de esos momentos en los que se pronuncia la famosa frase  "Hay un antes y un después de..."  Efectivamente, 18 meses y varias decenas de instalaciones "después" he comprendido y entendido lo que realmente este dispositivo aporta a la conducción de personas con discapacidad o como dice Bertín Osborne "Con capacidades especiales"

-Seguridad.

-Precisión.

-Discreción.

-Comodidad.

-Seguridad: Mantener permanentemente el control del acelerador de nuestro vehículo bajo el suave tacto del gatillo accionado con el dedo pulgar. Realizar una aceleración progresiva, sin tirones, suave, con tacto. Acelerar enérgicamente en una situación apurada o un adelantamiento. Dosificar la potencia y aceleración de nuestro coche con una perspectiva distinta al del resto de adaptaciones nos aporta un plus de seguridad en nosotros mismos como conductores desconocido hasta ahora. Mantener intacto el airbag del vehículo, manejar con total libertad los mandos del coche  Todo es seguridad    .

-Precisión. Actualmente hay rotondas en todas las carreteras y poblaciones de nuestro país. La diferencia entre acelerar sobre un aro convencional a la vez que se gira el volante en una rotonda y hacerlo con nuestro guante acelerador es la diferencia entre imprecisión y precisión. Y así en infinidad de situaciones cotidianas que se presentan el la conducción.

-Discreción. La limpieza e inexistencia de dispositivos instalados en el vehículo impiden descubrir si se trata o no de un vehículo adaptado.

-Comodidad. Sólo se necesita cargar el guante acelerador cada 3 semanas o un mes, además se puede guardar en la guantera o cualquier hueco del interior del coche. Se conecta accionando un simple interruptor. Poder conducir con la mano apoyada en la palanca de cambio, manejar el cambio secuencial de los modernos coches automáticos, seleccionar la temperatura adecuada en el climatizador o cambiar la emisora del aparato de radio todo sin dejar de acelerar. Eso también es comodidad.